Hacia la indumentaria sin género
Hacia la indumentaria sin género

Michelle Rodríguez es una emprendedora bahiense que se propuso, a través de su marca, crear accesorios con una doble finalidad: cuidar al medioambiente y que cada persona, independientemente del género en que se perciba, pueda vestirse a su gusto, con estilo y diseños únicos.

“Soy Diseñadora de Indumentaria y Calzado y la marca, ‘Rina’, empezó en paralelo con el estudio. Ya hace cuatro años y medio, más o menos, que me estoy dedicando a esto. En un principio comencé indagando en lo que es la indumentaria urbana, buzos y remeras”, comenzó, en diálogo con EcoMedios, la impulsora del proyecto.

Si bien en sus comienzos no tenía en claro hacia qué público apuntaba, el tiempo se lo fue definiendo. “Una experiencia propia que me surgió respecto a personas de distintos géneros que me buscaban y expresaban que sus gustos a la hora de vestirse, no estaban siendo atendidos, me dio el puntapié para re versionar mi marca y darle un giro hacia la indumentaria sin género”, recordó.

 Y, siguiendo esa línea, agregó: “Hoy, mi propósito, más allá de vestir a la gente, es confeccionar algo diferente que no encontrás en el centro. Cada producto que yo hago es único. Se puede repetir una o dos veces, pero es muy difícil por la dedicación y el empeño que le pongo. Además, pienso que a la moda la hace uno mismo, día a día, con lo que tiene y le da su estilo”.

De esa manera, ‘Rina’ ofrece “buzos, remeras, riñoneras ecológicas, cartucheras, neceser, billeteras y gorritos de lana, entre otros. Siempre voy tratando de incorporar de a poco lo que a mi público le gusta o necesita. Y los accesorios son ecológicos, lo que tiene una fuerte impronta ya que en mi procesos siempre estoy buscando un por qué a todo lo que hago, por lo que intento darle una segunda vida hasta al mínimo desecho. Mi packaging y las etiquetas también son ecológicas”, expresó.

Moverse y crear

Respecto a la denominación del emprendimiento, explicó que “Rina es mi segundo nombre. Cuando uno es chico normalmente le disgusta el nombre que le ponen los padres, pero, en mi caso, tiene toda una historia familiar, que viene de una tradición. Fue trabajar mi propio nombre, que nunca me había gustado y darle una impronta”.  

Michelle viene de una familia de mujeres que cosieron toda una vida. De hecho, “mi abuela tiene 76 años y sigue cosiendo en una fábrica. Ella fue quien me enseñó a coser”. Por eso, su proyecto tiene que ver con algo que siempre soñó. “Es como un hijo. Le dedico demasiadas horas y lo hago con pasión. Me gusta sentarme a crear, que mi imaginación vuele, y que de eso salgan productos o cosas que la gente pueda usar”, reflexionó.  

Para finalizar, y como proyección a futuro, “me gustaría que la gente conozca la marca, el propósito que tengo tanto desde lo ecológico como de la ropa sin género, y llegar lo más lejos posible”. Además, invitó a quienes quieran colaborar a que le donen las bolsas de alimentos de mascota y de tabaco, que recolecta para fabricar sus productos.

Los y las interesadas en conocer más sobre este proyecto, pueden contactarse con Michelle Rodríguez por medio de Instagram o del WhatsApp: 291 5271327.

Categoría: COMUNIDAD EDB
2022-07-28 19:34:10
Relacionados
Estemos conectados
COOPERATIVA ECOMEDIOS