“Contagiar a la gente el amor que tengo por el ambiente”
“Contagiar a la gente el amor que tengo por el ambiente”

“Quimera” es el proyecto de la puntaltense Maite Torrontegui, por medio del que ofrece servicios de consultoría y educación ambiental. Con la certeza de motivar a otros a generar acciones de cambio, busca compartir y enseñar todo lo aprendido durante su formación académica.

“Mi propósito es llevar la educación ambiental a disposición de todos. El vocabulario ambiental, muchas veces se usa y no se conoce. Por eso, la idea es poder aportar un granito de arena a la sociedad; llevarles estos conocimientos que tengo, para poder cambiar un poco el mundo. Igualmente mi motivación principal es contagiar a la gente el amor que tengo por el ambiente”, comenzó, en diálogo con Cooperativa de Trabajo, la licenciada en Ciencias Ambientales.

Respecto a los servicio que ofrece, Maite explicó que, por un lado “asesoramos a personas que van a realizar alguna licitación de algún proyecto y nos encargamos de toda la parte ambiental. Tengo un perfil más de lo que es gestión de residuos y energía, y asisto en la elaboración de informes ambientales también”, dijo.

Por otro lado, en cuanto a educación “tenemos cursos de gestión de residuos, o ‘Hacia una vida sustentable’, como le pusimos, con el objetivo de empezar a conocer y meternos en los verdaderos conocimientos de lo que es la sustentabilidad, la diferencia con la sostenibilidad, de qué se trata, cómo empezar a llevarlo a cabo. Es un pantallazo de todo lo que sería el mundo sostenible”, explicó.

“También apunto a que una empresa, o una institución educativa o recreativa, se pueda poner en contacto conmigo para tratar temáticas ambientales”, sostuvo. Además, “hicimos la primera agenda ambiental del país, con tips sobre gestión de residuos y energía, qué es la economía circular y terminología ambiental, entre otras cosas. Ahora voy a empezar a hacer la segunda, para el año que viene”.

Pasión por el cuidado del planeta

“Al proyecto lo iniciamos en mayo del 2020. Estudié la tecnicatura en Medioambiente y la licenciatura en Ciencias Ambientales, ambas en la Universidad Nacional del Sur (UNS). Soy la cuarta recibida de la carrera, porque es nueva. Luego de hacer temporada en Pehuen Có, me puse a buscar trabajo y a pensar qué podría ser en cuanto al medioambiente”, recordó.

Y, siguiendo esa línea, agregó: “Termino esa temporada, me agarra la pandemia y estaba trabajando con un chico que se llama Martín Pato, que se dedica a incentivar a los emprendedores a emprender desde el propósito que tiene uno, más allá de lo que necesita el mercado, lo que a uno le gusta, por qué y para qué lo hace. Así, en mayo del 2020 le propuse a una amiga, Giovanna Danessa, empezar algo juntas relacionado con la educación ambiental”.

Tras el nacimiento del proyecto, pensar que la cuestión medioambiental muchas veces es vista como una utopía, las acercó al nombre: “Quimera, que es sinónimo de utopía. Es una invitación a pensar que al cambio ambiental lo podemos llevar a cabo y está en nuestras manos”, afirmó.

Para Maite, que hoy continúa sola con su proyecto, “emprender es la base de lo que quiero hacer. Yo sé que me quiero dedicar a esto. Actualmente me está costando un montón. La idea de trabajar en una empresa no me incentiva y realmente siento que este es mi lugar. Por eso emprender es lo que quiero para mi vida”.

Por último, la emprendedora reflexionó que “me gustaría poder estar brindando otro tipo de charlas y asistencia, a distintas instituciones; poder empezar a expandir lo que sé y me gusta transmitir a toda la sociedad, en distintos lados de la Argentina o donde sea”.

Los y las interesadas en conocer más sobre “Quimera” pueden comunicarse al WhatsApp 2932415311, por Instagram o al correo electrónico [email protected].

Categoría: COMUNIDAD EDB
2022-06-24 16:24:45
Relacionados
Estemos conectados
COOPERATIVA ECOMEDIOS