Club Altense se dirige al centenario
Club Altense se dirige al centenario

Con 98 años de vida, la entidad de la calle Avellaneda 450 celebró el 1 de enero. Pasado, presente y futuro se vislumbran para aportar actividades a la comunidad.

El inicio de 2021 determinó que faltan exactamente dos años para el cumpleaños número 100. En tal sentido, las diferentes ideas acerca de eventos y festejos sobrevuelan en dirigentes y en Adrián Jara, presidente del club quien además tiene el anhelo de seguir al mando cuando se pase a los tres dígitos.

“Altense es mi segunda casa, es una gran responsabilidad estar al frente que no la siento como una carga. En su momento, Eduardo Beramendi fue el que sugirió que sea el presidente. Sin pecar de egoísta me gustaría ser el presidente para los 100. La idea para el centenario es que estén todos, hubiera sido lindo también que estén los campeones de la década del ´50”, dijo Jara.

Si bien por una cuestión generacional, ese equipo de 1950 que supo ganar siete campeonatos en Bahía Blanca y marcar la época más dorada del club no va a poder estar, se están planificando varias presencias. Junto a esto, vendrán diversos partidos amistosos y seguramente la gran fiesta que solo de momento sigue en carpeta por la situación sanitaria actual.

Recientes mejoras

El primer balance llegó con lo realizado en el 2020. El principal trabajo fue el reemplazo de once luminarias antiguas por actuales con iluminación LED. Las mismas, que reducen el costo considerablemente, aguardaban ser cambiadas desde hacía dos años. “Siempre hubo un resto económico, gracias a la venta de pizzas o al alquiler de la cancha como por ejemplo para los partidos de futsal”, afirmó el dirigente.

  Otra buena noticia, fue la apertura de la clásica pileta ubicada en la parte alta de la institución, adecuándose a los protocolos vigentes. Funciona durante la mañana para la colonia de vacaciones, mientras que en la tarde está abierta al público. Por su parte, los otros natatorios habilitados de la ciudad son Punta Alta Rugby Club y el Club Náutico de Villa del Mar. “La pileta genera un ambiente familiar. Al ser un club grande, podemos administrar los espacios para que exista el menor contacto posible”.

Pese a este verano con apertura, desde el club aguardan el retorno del resto de las actividades con normalidad, algo difícil hasta el momento. Aparte de básquet y patín, que sí pudieron volver con protocolo, también se encuentra el reconocido espacio de telas “Piruetas”, a cargo de la profesora María Jose Ponce.

Mientras ya se planifica el promisorio 2023, el dirigente no es ajeno a la opinión acerca de los beneficios que trajo la clasificación de la selección de básquet al campeonato provincial de 2019. “Hay una nueva asociación, con gente joven. Eso de que cada club tire para su lado es algo que ya tenía que empezar a quedar atrás. La clasificación revitalizó al mundo del básquet. Es lindo que cada dirigente ame a su entidad; cuando ves todo el movimiento de gente que hay, vale la pena el tiempo invertido”, finalizó Jara.

Nota completa en la edición N° 56 de Ecos Puntaltenses

Categoría: Aniversario
2021-02-08 15:59:35
Relacionados
Estemos conectados
COOPERATIVA ECOMEDIOS