Trabajo articulado para cuidar la salud cardíaca

0

El Ministerio de Salud de la Nación junto a referentes del ámbito sanitario nacional e internacional, destacaron la necesidad de un abordaje integral de las enfermedades cardiovasculares.

En el Día Mundial del Corazón celebrado cada 29 de septiembre, representantes del Ministerio y sus distintos niveles, de organizaciones científicas, de la Organización Panamericana de la Salud y de la Universidad Nacional Arturo Jauretche, mantuvieron una reunión de forma virtual.

Durante el encuentro, se trabajó «sobre la integralidad e interseccionalidad como eje conductor en el abordaje de los factores de riesgo de este tipo de enfermedades; se evaluó el nivel de avance de los planes nacionales de infarto agudo de miocardio y de hipertensión arterial; se analizó la reglamentación de la Ley de Muerte Súbita; y se abordó la inclusión de la perspectiva de género en las prácticas de salud», indicaron.

Entre otras cuestiones, se dialogó acerca de los desafíos que implica la post pandemia en la atención de las enfermedades cardiovasculares; se debatió sobre los aspectos psicosociales en cardiología; y se enfatizó la importancia de socializar el concepto de Investigación traslacional como mecanismo para resolver problemas socio-sanitarios.

Por su parte, la coordinadora del Programa Nacional de Prevención de las Enfermedades Cardiovasculares, Natalia Vensentini, destacó la importancia de abordar a las enfermedades cardiovasculares como un problema social. “Esto implica tener en cuenta las diferentes dimensiones y la necesidad de un abordaje integrado con los diferentes sectores de la sociedad: académicos, sociedades científicas, sociedad civil y los sectores de la ciencia y la tecnología”, agregó.

Las enfermedades cardiovasculares son la primera causa de muerte en la Argentina: una de cada tres personas muere por esta causa. Según el informe de Estadísticas Vitales, publicado por la Dirección de Estadísticas e Información en Salud, durante 2019 la tasa de mortalidad por enfermedades del corazón fue de 176,4 por 100.000 habitantes.

“Estamos trabajando en la integración de todos los niveles del sistema de salud, con capacitaciones destinadas a los equipos del primer nivel de atención y también a aquellos de mayor complejidad, para poder desarrollar acciones de promoción de la salud, prevención de factores de riesgo, y tratamiento de acuerdo a las recomendaciones de nuestras guías nacionales de práctica clínica”, afirmó la directora nacional de Abordaje Integral de Enfermedades No Transmisibles, Graciela Abriata.

Deje su comentario