“Saber que tenemos acceso a una costa, conocerla y disfrutarla”

0

La ONG Guardianes del Estuario continúa trabajando en la divulgación de información sobre el espacio natural, y realizó tareas de mantenimiento y arreglo de la cartelería que pertenece al «Sendero hacia la marea».

La agrupación surgió en el 2013 como parte de un proyecto de extensión de la Universidad Nacional del Sur (UNS), con el objetivo de difundir información acerca del estuario de Bahía Blanca. A partir de una primera actividad de capacitación y formación de guías naturalistas, se conformaron como un grupo que busca que la población aumente su conocimiento sobre la flora, fauna e historia del lugar.

“Nuestras líneas principales son hacer salidas guiadas de interpretación natural de forma gratuita, organizamos salidas con público general y escuelas. Ahora no se está haciendo por la pandemia, pero es una actividad en la que llevamos a grupos de docentes, alumnos y alumnas a la Estación Aguará y el muelle de Cerri”, explicó la voluntaria Cristina Sanhueza: “No es solo plantas y barro y animales, sin que hay muchas cuestiones sociales que se han vivido en el sector y la costa bahiense que está bueno transmitir”.

Además, han participado de acciones en defensa del estuario y el humedal y realizaron murales para que la gente conozca la diversidad que hay, a través de expresiones artísticas. “Nuestro lema es ‘volver la mirada de la ciudad al mar’ ; saber que tenemos acceso a una costa, conocerla y disfrutarla”, afirmó, en comunicación con la Cooperativa de Trabajo Ecomedios.

Sendero hacia la marea

La iniciativa se creó en conjunto con la UNS hace dos años y medio, en los que después de capacitarse y definir qué información querían presentar, concretaron una serie de cinco carteles con indicaciones que se encuentran distribuidos a lo largo de 400 metros, en el camino al muelle de la localidad General Daniel Cerri.

Sanhueza expresó que “surgió para hacer que las personas disfruten desde el conocimiento. No es un sendero como otros donde hay un montón de información, sino que te invita a conectarte con la naturaleza por medio de indagaciones, de preguntas. Hay datos, pero más que nada invita a usar los sentidos mientras estás en el lugar”.

A su vez, agregó que “tomamos un sendero que no es sumamente conocido porque queda camino al muelle, se usa por lo general para ir a pescar. Es un lugar muy bonito que da a una playita donde se puede ir a tomar mates”.

“Como toda obra que queda a disposición del público, siempre hay alguna cuestión de vandalismo, y algunos carteles los habían roto, los plotters estaban despegados. Así que este fin de semana aprovechamos que pudimos juntarnos al aire libre y reparamos lo dañado”, contó la voluntaria, y agregó que de la actividad participaron alrededor de 10 personas. 

La ONG, además, se prepara para retomar sus actividades de interpretación natural cuando las habilitaciones lo permitan, las salidas con escuelas y desarrollan un proyecto para restaurar sectores del balneario Maldonado con la plantación de especies nativas.

Además, invitan a la población a sumarse a la iniciativa y a conocer su trabajo a través de sus redes sociales Facebook e Instagram

Deje su comentario