“La gente reconoce el rosedal y se da cuenta que estamos trabajando”
“La gente reconoce el rosedal y se da cuenta que estamos trabajando”

El grupo Floricultura y Jardinería Bahía Blanca realizó una entrega de esquejes de rosas luego de atravesar un periodo sin actividades debido a la pandemia, pero sin perder de vista su objetivo de conservación y cuidado del medio ambiente.

El inicio de su labor data de 1982, por la inquietud de generar un espacio de intercambio de experiencias entre aficionados y aficionadas a la jardinería, para así difundir esos conocimientos a la comunidad. En el 2002 el municipio les cedió el predio del Parque de Mayo que actualmente es conocido como El Rosedal.

“Nuestra propuesta era otorgarle a Bahía Blanca un rosedal, un lugar para ver de cerca las diferentes formas de este tipo de flores. Ahí trabajamos a donorem, de forma voluntaria”, explicó la presidenta de la agrupación, Alicia Arnold.

Entre sus actividades más destacables se encuentran las muestras anuales de primavera y otoño, en el que celebran a las flores y las diferentes partes de las plantas; visitas guiadas por viveros y parques; la publicación anual de la revista Luz Verde para difundir información sobre el tema; y la entrega de la Orden del Algarrobo, que busca reconocer a las personas que ayudan en la conservación de árboles añosos.

Arnold, en comunicación con la Cooperativa de Trabajo Ecomedios, afirmó que “el rosedal siempre se podaba, y empezamos a pensar que en lugar de tirar todo lo que se deshecha dentro de la poda, podíamos rescatar los esquejes y donarlos a la comunidad. Desde entonces, cada vez que podamos, lo publicamos y convocamos a los vecinos, se va corriendo la voz”.

“El sábado 7 de agosto, en 20 minutos repartimos más de 200 manojitos de esquejes. Fue una actividad muy organizada para cuidarnos entre todos”, contó, explicando que el grupo está compuesto por jubilados y jubiladas que tienen los recaudos para proteger su salud: “la gente reconoce el rosedal y se da cuenta que estamos trabajando”.

Además, agregó que “fue un día maravilloso. La respuesta más fácil y linda es la de la gente de trabajo, laboriosa, que se dedica y que tiene amor por las plantas. No solo es ir a buscar un esqueje; es algo especial que toca a un tipo de gente especial, que piensa en la naturaleza y trata de ayudar, y eso es lo que queremos transmitir. La gente reconoce el rosedal y se da cuenta que estamos trabajando”.

Al no tener un espacio físico cubierto, Floricultura y Jardinería Bahía Blanca depende del clima para realizar sus actividades al aire libre, por lo que están esperando a los meses de septiembre u octubre para regularizar sus propuestas y realizar la entrega del reconocimiento de la Orden del Algarrobo.

Para conocer más sobre su actividad y próximos eventos tienen a disposición su página de Facebook

Categoría: Local
2021-08-13 18:54:45
Relacionados
Estemos conectados
COOPERATIVA ECOMEDIOS