Jornada sobre urbanización barrial en Bahía Blanca
Jornada sobre urbanización barrial en Bahía Blanca

La organización “La Inter-Barrial de los barrios del sur”, realizará en Bahía Blanca el taller “Cómo urbanizo mi barrio” en el marco de la jornada por la Urbanización de Villas y Asentamientos, de la cual participarán la Asociación Madre Tierra y el Foro de Tierra, Infraestructura y Vivienda de la Provincia de Buenos Aires (F.O.T.I.V.B.A) y la agrupación bahiense Sureando.

La jornada tendrá lugar el venidero viernes 16 de diciembre y dentro de las actividades previstas, se realizará a las 10 horas una reunión en el HCD, donde se hará entrega a los ediles del cuerpo deliberativo, de una petición inter-barrial.

Más tarde, a partir de las 16 horas en el local de A.T.U.N.S, se presentará el manual “Ley 14.449 de Acceso Justo al Hábitat” con la disertación de Gabriel Nosetto de Asoc. Madre Tierra y Osvaldo Francés de F.O.T.I.V.B.A.

En tanto, a las 19 horas, los mismos disertantes serán los encargados del taller “Cómo urbanizo mi barrio”, actividad que tendrá lugar en la Sociedad de Fomento del barrio Thompson de Italia 2609.

Acceso a la vivienda. Ley 14.449

El acceso al hábitat representa una compleja problemática, en todo el territorio nacional, aún no resuelta. En ese marco, la provincia de Buenos Aires no está ajena y en la actualidad hay muchas familias que no tienen asegurado un techo digno. El debate en los distintos ámbitos políticos, involucra a sus principales referentes y plantea distintas alternativas para paliar el actual déficit habitacional.
Una de las posibles soluciones surgió hace pocos años, cuando los legisladores bonaerenses aprobaron la Ley de hábitat de número 14.449, que tiene por objetivo la promoción del derecho a la vivienda y a un hábitat digno y sustentable, conforme lo establece la Constitución de la Provincia de Buenos Aires.

Específicamente, los objetivos de esta ley son; promover la generación y facilitar la gestión de proyectos habitacionales, de urbanizaciones sociales y de procesos de regularización de barrios informales, abordar y atender integralmente la diversidad y complejidad de la demanda urbano habitacional y generar nuevos recursos a través de instrumentos que permitan, al mismo tiempo, reducir las expectativas especulativas de valorización del suelo.

Esta ley es de suma importancia para todos aquellos quienes tienen derecho a obtener una vivienda digna y que su hábitat esté garantizado en términos jurídicos.

Los criterios de esta presente ley (14.449) se centran en que cada ciudadano deba estar respaldado por las instituciones en una temática tan importante y que no puede trasladarse a un plano secundario, como lo es la cuestión habitacional. Miles de personas han de caminar por las calles y el crecimiento de la población es cada vez mayor, lo cual se necesita que las políticas públicas deban funcionar a la perfección para que ninguna persona quede sin respaldo del estado.

Por su parte, también, la ley ampara a aquellas personas que cuentan con escasos recursos en materia económica y necesitan del auxilio estatal para combatir la desigualdad de condiciones. Además de la cuestión alimentaria, el suelo es algo tan importante porque es sinónimo de hogar.

El derecho a la vivienda y a un hábitat digno comporta la satisfacción de las necesidades urbanas y habitacionales de los ciudadanos de la Provincia, especialmente de quienes no logren resolverlas por medio de recursos propios, de forma de favorecer el ejercicio pleno de los derechos fundamentales.

 

El primer borrador que luego significó la Ley 14.449, en la provincia de Buenos Aires, fue una confluencia de una gran cantidad de organizaciones sociales liderado por el FOTIVBA – Foro de Organizaciones de Tierra, Infraestructura y Vivienda de la Provincia de Bs.As- en 2005.

Según cuenta el Arquitecto y Urbanista, especialista en Hábitat y Vivienda, miembro del Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS) y docente en distintas universidades argentinas, Eduardo Reese, en 2005, “la discusión todavía pasaba por cuestiones sociales mucho más inmediatas, como todavía había que cuidarse de que no se muriera de hambre un pibe, que consiguiéramos empleo, por lo cual la discusión sobre hábitat no cuajó, porque había otras cuestiones más urgentes. Obviamente, no fue casual que a medida de que las cosas mejoraron desde el punto de vista social, eso empezó a cuajar mucho más hacia el 2009 y en ese año, tuvimos un borrador sólido. Desde ahí fue un proceso largo, que duró cuatro años, hasta 2012, de muchísimas discusiones, talleres en barrios, universidades, tanto en muchas ciudades del interior, La Plata, Buenos Aires, Mar del Plata…”

Categoría: Economía Social- Local
2016-12-13 21:58:41
Relacionados
Estemos conectados
COOPERATIVA ECOMEDIOS