“Construir un horizonte solidario, justo y democrático”

0
El deseo fue expresado por el presidente de la Alianza Cooperativa Internacional (ACI), Ariel Guarco, en una carta escrita y publicada en un medio de comunicación.

“El cooperativismo es un modelo empresarial de probada eficacia, con raíces en las primeras comunidades formadas por el ser humano que resolvían muchas de sus necesidades a través de formas asociativas”, afirmó el representante internacional. Recordó que la era moderna fue testigo de la primera empresa cooperativa en Rochdale, Inglaterra, en 1844.

El grupo de pioneros forjaron un sistema de economía solidaria en plena revolución industrial para asegurarse algunos alimentos básicos a sí mismos, a familiares y a vecinos. En ese momento, “plantearon que su experiencia debía basarse en una serie de principios, los cuales sirvieron para la consolidación del modelo y dieron pie a lo que hoy ha sido adoptado por todo el movimiento cooperativo internacional como parte central de su identidad”.

Membresía abierta y voluntaria; control democrático por parte de sus miembros; participación económica de los miembros; autonomía e independencia; educación, formación e información; cooperación entre cooperativas y compromiso con la comunidad son los siete principios que ACI ha declarado como válidos y universales para todo el movimiento a escala global.

Contexto de pandemia

“Hoy, como hace 175 años, el mundo está ante una nueva encrucijada”, refirió Guarco poniendo al cooperativismo en la realidad actual. “La pandemia no solamente ha desnudado una grave situación sanitaria en distintas latitudes del planeta sino que acentuó la fragilidad económica, social y ambiental de un modelo de desarrollo centrado en el lucro”.

Las formas empresariales de la economía solidaria aportan otras miradas que ponen al ser humano y al ambiente en el centro de la escena. “Solo así puede alcanzarse un desarrollo verdaderamente sostenible a escala global”. Este criterio permite a las cooperativas revelar su capacidad “en la construcción de un horizonte solidario, justo y democrático hacia donde debemos ir si queremos vivir en un mundo mejor, nosotros y los que vienen atrás”.

En el mundo existen 3 millones de cooperativas, con más de mil millones de miembros, que generan empleo para más de 280 millones de personas, “lo que representa el 10% del total de la población ocupada y ocho veces más que todas las empresas multinacionales de los países que forman parte del G20”, resaltó.

El autor del libro “Principios cooperativos en acción frente a los desafíos de la agenda global” afirmó que los desafíos globales que enfrenta la humanidad están relacionados con la defensa del planeta, los derechos de la mujer, el futuro del trabajo, las nuevas tecnologías, la globalización financiera, el sistema agroalimentario, la comunicación y la paz.

Deje su comentario