Claves y consejos para diferenciar la depresión

0

El término se utiliza para nombrar diferentes situaciones emocionales, y también diversos cuadros clínicos.  La licenciada en Psicología y Especialista en Clínica de Adultos, Laura Rosa Berstein-MP00131- nos introduce en el tema. 

Parte de tres posturas para definir la depresión. Por un lado, la del padre del psicoanálisis, S. Freud, quien explica la melancolía, la cual suele incluirse en la actualidad dentro de la nominación de  depresión, como una pérdida duradera en el «Yo» al no saber a quién o qué se perdió. Por otro lado, cita al filósofo Byung-Chul Han quien define la depresión como patología del agotamiento y al psicoanalista J. Lacan quien dice que se califica a la tristeza como depresión.  

“Si la persona tiene un cuadro compatible con la melancolía no es consciente de ella, ya que no siente vergüenza y cree que es una víctima a la que todas las personas tienen que responder y pagar por ello. Desde este lugar inconsciente, hacen sufrir a quienes los rodean. En las histerias melancolizadas hay más posibilidades de que recurran al otro y tomen registro en el devenir de una psicoterapia del lugar desde el que sufren, sobre todo si se toman en una evolución temprana”, explica Laura.

Además, hace hincapié en la importancia de no apurarse a diagnosticar depresión o medicar, y aclarando que quienes pueden realizar el diagnóstico son  los psicólogos y también psiquiatras con orientación psicodinámica, ya que están preparados para escuchar el entramado psíquico de quien padece.

Salud mental en aislamiento

La licenciada cuenta que con la pandemia se ha alterado el estado de ánimo de los ciudadanos. Se incrementaron los miedos por el presente y el futuro, la salud, los trastornos en el sueño, en la alimentación, así como las incertidumbres económicas y educacionales. Se observa incremento de ansiedad y angustia, como forma de responder a lo vivenciado, esto no es necesariamente patológico.

“Muchas personas estarán de duelo por el estilo de vida que mantenían y perdieron provisoriamente, por no poder hacer los viajes planeados o acercarse a seres queridos o festejar cumpleaños o tomar una cerveza sin distancia física. Este duelo puede generar un retraimiento social hasta superarlo y hallar una vía alternativa. Es normal.  En cambio, quien padece depresión se retrae duraderamente del mundo”.

Luego, aconseja: “Es importante dar lugar al dolor psíquico a través de la palabra y del acompañamiento efectivo, que implica un lazo amoroso. Que el aislamiento llamado social, sea sólo aislamiento físico y no aislamiento social. Si bien no podemos estar en cercanía física para cuidar de no contagiar covid 19, podemos estar en cercanía subjetiva, con los medios posibles”.

Y agrega:  “En un cuadro depresivo se produce un rechazo del mundo, de la palabra, de los afectos. Cosa que puede ocurrir momentáneamente como defensa frente a lo insoportable del aislamiento pero que, haciendo lugar a eso insoportable cede. Entonces, allí, no hablamos de depresión, sino de tristeza”.

Por último, Laura hace un llamado a no avasallar y realizar un sostenimiento psíquico, dando lugar al sufrimiento psíquico, a la palabra de cada uno y al diálogo, sin exigencias ideales.

Deje su comentario