Atienden necesidades y buscan generar oportunidad en el barrio
Atienden necesidades y buscan generar oportunidad en el barrio

El “Grupo Vecinal Newen” oriundo de Nueva Belgrano, asiste alrededor de 250 familias en situación de vulnerabilidad, y con una labor que se expande a muchos más barrios.

La iniciativa surgió de la mano de su impulsora, Natalia Cingolani, quien vivía en la localidad bonaerense de La Matanza y decidió hace ocho años radicarse en Bahía Blanca. A su llegada, observó que las condiciones del barrio no eran las indicadas para ser disfrutado como todo vecino y vecina merece.

“Cuando llegué acá me encontré con un barrio en el que la plaza estaba llena de pasto, no tenía juegos, no había luces arregladas y la sala médica no funcionaba”, dijo la referente quien a raíz de no contar con el apoyo de la Sociedad de Fomento del barrio, convocó a otros vecinos y otras vecinas a reunirse con el fin de aportar soluciones.

Tal es así, que el grupo se amplió y en 2015 lograron obtener su personería jurídica lo que les habilitaba el poder empezar a gestionar las problemáticas desde otro lugar. De esta manera, empezó un sueño colectivo que con el paso del tiempo logró ser sostén de muchos vecinos y vecinas a través de festejos e iniciativas sociales y culturales.

“El principal problema que teníamos acá era el tema de la plaza porque no teníamos un lugar de recreación para los chicos y como comenzamos a crecer un montón nos empezaron a llamar de otros barrios. Con el tema de la pandemia, desde mi casa se entregó la mercadería todo el año, dimos cloro y juntamos ropa, algo que seguimos haciendo todavía”, explicó Cingolani.

“Nuestro corazón está en barrio Belgrano pero estamos colaborando con zona Noroeste, Puertas del Sur, Tierras Argentinas y Villa Serra donde estamos haciendo un trabajo bastante grande porque recibe poca colaboración. Todo lo que juntamos acá lo que hacemos es ir dividiendo para poder llevarlo a otros barrios que lo necesitan más”, agregó.

Con la llegada de la pandemia, el grupo vecinal debió modificar su planificación de propuestas comunitarias más ambiciosas para poder concentrarse en las demandas urgentes, esto es, poder asistir a las familias con alimentos y ropa de abrigo entre otros elementos de necesidad.

Además, que prestaron su ayuda hasta el día de hoy con mercadería a comedores de la ciudad. Como siempre, todo a pulmón y bajo la cooperación entre vecinos y vecinas.

Proyectos

“Tenemos un terreno en Nueva Belgrano que fue prestado por la Municipalidad y con el tema de la pandemia no lo pudimos hacer. La idea nuestra es poder hacer una escuela de capacitación laboral comunitaria porque muchas veces el único lugar que tenemos es San Roque u otros lugares que están lejos”, contó Cingolani quien destacó el deseo de “Newen” de promover la cultura de trabajo y crear oportunidades.

“Nuestra idea siempre fue abocarnos a los niños y adolescentes. No hay lugares específicos para ellos, vos vas a la plaza y tenes un tobogán y un sube y baja; no hay lugares para que los chicos se recreen. Después para los adolescentes si no hay una cancha de básquet, no hay nada”, añadió la vecina sobre la necesidad de poder enfocarse en ese grupo etario cuando la situación actual se estabilice.

Respecto a la situación de las personas de los barrios, la referente resaltó lo problemático en cuanto a lo económico y lo laboral: “Nos pasa que llevamos alimentos, ellos cobran asignación y la tarjeta Alimentar pero llega un punto luego del 15 en adelante que la gente vuelve a pedir porque se les hace muy pesado y la plata no alcanza. En cuanto al trabajo, según lo que voy hablando con la gente, hay cada vez menos porque el tema de la pandemia lo paró un montón”, concluyó.

Para conocer en mayor profundidad la actividad de “Grupo Vecinal Newen” y colaborar con mercadería, calzado y ropa de todo tipo, te invitamos a explorar su cuenta de Facebook.

Categoría: Local
2021-08-11 18:58:42
Relacionados
Estemos conectados
COOPERATIVA ECOMEDIOS